Pobreza como enfermedad

Los pecios del naufragio colectivo

Pobreza como enfermedad

 

(la pobreza como enfermedad)

El cálido sol de invierno parecía llenar de ternura la mañana de domingo. Mientras amamantaba a su bebé, Esperanza vio venir a través de la ventana del salón a dos policías municipales, uno de ellos con un papel en la mano. Intuyó lo peor. Poco más tarde se produjo uno de esos cambios repentinos de tiempo que ennegrecen el cielo y el futuro como boca de lobo hambriento. A la hora de la atardecida, la mojada acera de la calle estaba ocupada por un sofá osteoporótico, una lámpara con tracoma, un somier oxidado hasta el tuétano y un colchón al que no le quedaba ni una sola fibra muscular. En el interior de una pequeña caja de cartón, dispuesta a modo de cuna, había unos deshilachados zapatitos de lana. Eran los restos de un naufragio, los pecios de un porvenir desahuciado.

José González
José González Núñez

Doctor en Farmacia
Autor de los libros: La Historia oculta de la Humanidad, La Farmacia en la Historia, Ajuste de cuentos y Viaje al levante almeriense, entre otros

Dejar respuesta